Arquitectura Vernácula Yaqui en el Pueblo de la Loma de Guamúchil

Escrito por arkisanchez 01-06-2018 en Yaquis. Comentarios (0)

Estimados bloggers: El pasado mes de abril en busca de la arquitectura vernácula histórica construida en las comunidades étnicas y campesinas rurales para enriquecer mi libro de Arquitectura, asistí al evento “VII Encuentro de Venados y Pascolas” en el Centro Cultural Yaqui, “Capitán Santiago Valencia Amarillas”, del poblado de la Loma de Guamúchil-Tradicional Pueblo de Cócorit.

Al estar deambulando por el Conti con su iglesia y ramadas fotografiando el paisaje silvestre circundante, contemplé emocionado la impresionante y majestuosa escultura “Danzante Venado de Sonora” del Centro Ceremonial y Turístico, despreciada por los yaquis duales y líderes etnográficos que controlan el gobierno tribal mas por cuestiones partidistas que por tradiciones y usos tradicionales.

Entre calles terregosas y arquitectura vernácula moderna por la aculturación a la cultura dominante de Ciudad Obregón, encontré por casualidad la casa de don Pablo Álvarez Arenas, famoso domador de mulas y caballos broncos muy apreciado en los ranchos ganaderos de la región, incapacitado en silla de rueda y sin poder trabajar a causa de un lamentable accidente con una mula salvaje que lo estrelló contra un poste metálico de un corral y vive sólo en una lastimosa pobreza extrema porque su familia se mudó a la comisaría de Cócorit.

Al preguntarle sobre su casa hecha con muros de adobe, techo de terrado con  carrizo y vigas de tronco natural y piso de tierra, indicó:

-Se la compré a Miguel Castillo al irse a vivir a Switch Vícam hace muchos años; ese cuarto era como sala, en ese duermo porque vengo a cuidarla. Ese  era como tiendita que tenía mi esposa y aquella es la ramada cocina con esos hornos donde horneaba pan para vender.

¿Por qué esta destruida?, le inquirí: Al aproximarse a la puerta, contestó: 

-Unos vándalos de por aquí me robaron las vigas de ese cuarto cuando estuve enfermo y no lo he podido reconstruir por falta de dinero.

¿Cuándo se fundó este pueblo? Le pregunté para constatar su temporalidad.

-En 1948 debido a la creciente del río Yaqui que inundó el anterior de “El Guamúchil” por allá abajo.- Indicando al sur con su mano derecha.

La iglesia ¿Cuando se construyó porque no parece ser  antigua?

-Antes era una ramada hecha con  muro de ladrillo y techo de carrizo que se derrumbó para construir el edificio nuevo en 1960.-

¿Y el Camposanto tradicional enfrente de ella como en los otros pueblos yaquis?

Indicó que solo hay tres tumbas, y supongo que es debido al suelo rocoso que dificulta escarbar y el cementerio está cuesta abajo al sureste.

La información recabada por testimonio oral y la visita física de los espacios urbanos y la arquitectura construida en irregulares manzanas, afirmo que el pueblo de Cócorit ha tenido dos ubicaciones y períodos históricos particulares, diferentes e interesante para su estudio.

El primero es el pueblo de misión de indios de Cocoim (Lugar de chiles) advocada al Espíritu Santo (1626 a 1767) después misión franciscana, (1768-1831) pueblo indígena republicano y pueblo autónomo conformado por José María Leyva “Cajeme” y Juan Maldonado “Tetabiate”  alzados contra el gobierno federal en un largo proceso bélico. En 1887 fue atacado y quemado por “Cajeme” y “Tetabiate” repitió lo mismo en 1897 para quedar abandonado.

Nadie sabe donde quedó el pueblo de los antepasados porque los yaquis mayores no recuerdan el sitio y no dejaron documento alguno y lo ignora el Instituto Nacional de Antropología e Historia o universidades extranjeras.

Su ubicación está perdida en algún predio agrícola del Viejo Valle de Carlos Conant y de la Compañía Constructora Richardson. Quedó fuera de los límites del territorio restituido a la tribu Yaqui de 1940 donde se señala que en sustitución del pueblo de Cócorit y de Bácum originales se fundarían sus pueblos nuevos respectivos.

El otro período histórico es el de la moderna Comisaría de Cócorit fundada como Colonia Agrícola de Cócorit a partir de 1897  y 1903/1904 cuando se trazó la plaza central y las manzanas con lotes familiares por la Comisión Científica de Sonora cercana al canal Porfirio Díaz y alejada del río Yaqui, área de conflicto bélico contra el ejercito porfirista y posteriormente contra el constitucionalista.

En 1920 al aceptar el tratado de paz con el presidente Adolfo de la Huerta los yaquis pacíficos y parentela regresaron a poblar su colonia agrícola encontrándose la cruda realidad que los predios y solares fueron repartidos y vendidos entre militares, hacendados, agricultores, comerciantes, compañías concesionarias y  granjeros norteamericanos.

Este grupo que formaba el Cócorit por nacencia y pertenencia se asentaron en el sitio llamado “El Conti” a partir de 1922 con duración de unos años, pero al no aceptar cambiar sus costumbres por la forma de vida porfirista progresista afrancesada o capitalista norteamericana que los discriminaba socialmente por ser “Indios”  y al reclamar la posesión de su territorio, optó por emigrar para hacer tribu en Torocoba y “El Guamúchil” y Tajimaroa. La tribu se levanta en armas en 1926,  en 1929 y en 1937 acepta el tratado de paz con Lázaro Cárdenas para establecerse definitivamente en el Pueblo Nuevo de Cócorit en ambos lado de la carretera Internacional, renombrándolo Loma de Guamúchil.

Para atraer turismo nacional e internacional, cierto sector empresarial inmobiliario y restaurantero promueven la celebración de los 400 y 401 años de fundación de la Comisaría de Cócorit que es una gran falsedad, con el propósito de denominarlo Pueblo Mágico de México, cuando perdió su encanto y su magia rural con la modernización a partir de 1960. Auspiciados por la comisaria Marielos López, el director de Turismo y Cultura, Sergio Inzunza, la Oficina de Convenciones y Visitantes, el Municipio de Cajeme y el gobierno del Estado de Sonora.

La historia indica que la moderna comisaría de Cócorit no es pueblo yaqui tradicional sino un pueblo yori o mestizo moderno. No hay un documento que atestigüe la fecha de 1617 cuando se fundaron las ocho misiones el día de Pentecostés.  ¡Imposible! ¡Es una gran mentira cocoreña!

Vista panorámica a la magna estatua Danzante Venado de Sonora en el Centro Ceremonial y Turístico.

Iglesia del Espíritu Santo.

Comunila de la Autoridad Tradicional del Pueblo Loma de Guamúchil.

Don Pablo Álvarez Arenas en su casa.

Fachada por calle sin nombre.

Fachada interior lote.



Interior de los cuartos semi destruidos.

Cocina en ramada.

Los Hornos para hornear pan.

Letrina sanitaria.

Fotografía  por Francisco Sánchez López.

Si  piensa utilizar esta data aporta la cantidad de 20.00 dólares por cada fotografía que copia y pega o 100.00 USD por el artículo periodístico para sostener esta revista de Arte, Arquitectura y Cultura. ¡No me las roben!Considere que están protegidos por la Ley. Derecho de Autor SEP-509989/78 del titular Arq. Francisco Sánchez López. Se prohíbe la reproducción de este artículo y fotografías. Se requiere la autorización escrita por el autor. ¡Di No a la Piratería! Arquitecto, Fotógrafo, Artista del Arte del Realismo Mágico, Ecologista protector de ballenas en el mar de Cortés,  Periodista Cultural en crónicas y críticas de arte en el suplemento Quehacer Cultural del periódico El Diario del Yaqui de Ciudad Obregón, Sonora, México.

If you are thinking on using this data, share 20.00USD for each photography you copy and paste in order to support this Art, Architecture & Culture Magazine. Do not steal them.Material protected by copyright SEP-509989-78 of his holder Arch. Francisco Sánchez López. Reproduction of this article and photography is required a written permission by the author. Say No to Piracy! Architect, Photographer, Artist of Magical Realism art, Ecologist in the Sea of Cortes´ whales protection. Cultural Journalist in art chronicles and critics for the Cultural Affairs supplement, El Diario del Yaqui newspaper in Ciudad Obregon, Sonora.

Revista Virtual:www.arkisanchez.wordpress.com, Inscrita en la Red de Revistas Electrónicas de Arte y Cultura de CONACULTA en 2014. Facebook: Francisco Sanchez; T: @archfcosanchez.