Cronista de Arquitectura, Arte y Ballenas de Sonora. México y USA.

Tetabiate en el Museo de los Yaquis de Còcorit

Escrito por arkisanchez 27-07-2012 en General. Comentarios (0)

Guerrero Yaqui: Juan Maldonado Waswechia “Tetabiate”.

 

Estimados bloggers: Un saludo cordial y para compartir con ustedes una magnífica exposición montada en el Museo de los Yaquis, en el pueblo nuevo de  Cócorit.

A la velocidad de vetusto camión “Corrales”, fui a pueblear al ejido y comisaría de Cócorit, el pasado 6 de julio del año en curso,  pasando por la zona de franquicias y de los casinos hasta llegar a las Puertas Monumentales de Esperanza y de Cócorit sobre La Alameda, faltas de estética escultórica-arquitectónica, construidas por el presidente Manolo Barro, hasta llegar a la fuente y al feo arco semi colonial albañilezco de la plaza Ignacio Zaragoza y bajarme frente a la parroquia, para observar la remodelación y caminar al oeste, por vieja calle pavimentada, rumbo a la casona de los Esquer de 1895, remodelada y acondicionada como Museo de los yaquis, para dar cabida a la museografía que había en la planta baja de la Biblioteca Pública, Jesús Corral Ruiz, sede del primer museo decretado por el ex gobernador Samuel Ocaña.

El motivo del viaje a través de la cultura, fue la exposición de fotografías en sepia y blanco y negro, “Tetabiakti: El Guerrero Yaqui”, montada en la sala temporal en lo que fuera el portal posterior de la antigua casona porfiriana, para celebrar el Ciento Once Aniversario Luctuoso, del aguerrido Achai de armas Tetabiate, quien murió en el campamento en la sierra el Bacatete, defendiendo la huida de sus guerreros y familiares ante el avance de los federales del régimen de Porfirio Díaz, en su tenaz guerra contra la tribu Yaqui que nunca se rindió ante ningún gobierno yori en su territorio ancestral.

Un balazo en la pierna, detuvo su correr por la guerrilla serrana: Herido, se situó detrás de una piedras como trincheras y con su rifle Máuser se enfrentó junto con otros tiradores, a los soldados que los cañoneaban, a la caballería e infantería  acosándolos para rendirlos y hacerlos prisioneros de guerra para enviarlos a Yucatán como esclavos agrícolas de las haciendas henequeneras.

Como el evento tenía más de media hora de retraso, debido a la impuntualidad de los invitados especiales para el corte del listón inaugural, recorrí el patio posterior admirando las ramadas yaquis y la pintura con la letra del “Juramento Yaqui”, publicado por Alfonso Favila en su libro Las Tribus Yaquis de Sonora en 1937, y por el escritor Santos García Wikit, quien lo llevó a la fama nacional, porque por doquier se ha reproducido en pirograbados en piel de res, como producto regional artesanal, sin respeto a los derechos de autor de los 8 Pueblos Tradicionales que forman la gran Nación Yaqui. Pero, opino, que tanto el nuevo presidente de México y el alcalde de Cajeme deben de jurarlo  para mayor  credibilidad de la ciudadana.

El profesor y director del museo, Alberto Bohórquez dio la bienvenida a las 30 personas del público asistente, la mayoría directores de instituciones y los cultureros de siempre, continuando con las semblanzas y una explicación sobre la temática de la exposición, aludiendo: --Tetabiate fue un gran guerrero coyote… Sea esta un humilde homenaje a su memoria, el día de su muerte en la sierra del Bacatete… Y para perpetuar la cultura yaqui que sigue viva--, para luego invitar a personalidades presente al atril para dar sus discursos y abrir una serie de preguntas y comentario, algo inusual en Cajeme.

Fue el ingeniero Lamberto Valenzuela Soto, comisario de Cócorit, quien nos relató datos históricos sobre la colonización de su  pueblo a partir  del 28 de mayo de 1617, por los misioneros jesuitas… Agregando: --Nos falta un archivo histórico, un museo de la agricultura… la gente que no es de Cócorit están haciendo las cosas que los cocoreños no hicieron…Vacios a conocer la historia--. Terminándola, el director del Museo de Sonora en la Revolución, al mencionar algo sobre las “cedulas reducidas”, aprendidas durante el pasado Taller de Museografía, al cual, no invitó como arquitecto ni como periodista cultural para su difusión.

¿Por qué la palabra “Tetabiakti”? Si la correcta es Tetabiate, modificada a “Tetabiakte” para el nombre del Festival de Cajeme, le inquirí al director, aunando con la pregunta: ¿Quién realizó la curaduría y la museografía de la exposición?

Indicó que el personal del museo realizaron la selección de las fotografías y el montaje de ellas en los muros de la sala; para luego señalar; el presente, pasado y futuro de la palabra Tetabiate, que en verdad no entendí, porque es un apodo, significando, “Piedra Rodante”, y no un verbo en Español para conjugar, rehusando yo, el uso de las dos palabras, pero, que sean los yaquis quienes la precise según su  lengua materna.

Al comisario Valenzuela  le comenté la falsedad de la fundación de Cócorit, ya que los jesuitas Andrés Pérez de Ribas y Tomas Basilio, establecieron el proyecto de las misiones del Huiaqui, iniciándolas con la misión de cabecera de Tórim en 1623 y un año después la misión de visita de Bácum, sin fundar la de Cócorit como de visita de la anterior. Según lo escribió, Pérez de Ribas, en el libro: “Triunfos de Nuestra Fe…”. La actual comisaria de Cócorit data desde 1890, al ser trazada por el general Ángel García Peña, jefe militar de la Comisión Científica de Sonora, durante las guerras del Yaqui; y su plaza que está siendo remodelada: No es la Plaza de Armas de la colonia española porque no fue fundado  como pueblo villa ni ciudad de españoles y ni posee su pendón real otorgado por el rey de España: No pudo contestar, sólo mencionar que es lo que ha leído por cronistas locales.

Después del corte del listón, pasamos a admirar el montaje “gancho” de la exposición, como lo es el retrato de Tetabiate decorado con muebles y arreglos florales en el muro central de la sala,  para luego recorrerla, admirando un busto al bronce del personaje y el resto de las fotografías, llamando mi atención la tumba rústica a base de piedras amontonadas con cruz metálica de Tetabiate en el paraje de Tetacombiate; las familias yaquis de antaño por su vestimenta y expresivos rostros autóctonos, entre otras más, reproducidas digitalmente por el profesor Bohórquez para su acervo personal, a pesar de que algunas de ellas, por la ampliación de los píxeles se miran difusas las imágenes.

Me dio gusto saludar a los señores Jesús Matus González, de la tribu yaqui y descubridor de los petroglifos del cerro de  Ontancahui y al Jesús Navarro, delegado de Estación Corral, por invitarme a  visitar el cerro para reportaje especial.

En fin, es una buena exposición que vale la pena ir a verla y de paso, visiten las otras salas virtuales del museo, admiren la pintura del Juramento Yaqui y gocen de la sombra de la inmensa y hermosa ceiba como ambiente  para redactar estos apuntes.

 

Pie de foto 1: Corte inaugural exposición “Tetabiakti, en el Museo de los Yaquis de Cócorit.

 

Pie de foto 2: Rostro y homenaje póstumo a Juan Maldonado Wasachia “Tetabiate”, en su 111 Aniversario de su muerte.

 

Pie de foto 3: La tumba de Tetabiate en el sitio histórico de Tetacombiate en la sierra del Bacatete.

 

Pie de foto 4: Réplica del “Juramento Yaqui”. Enrique Peña Nieto y  Rogelio Díaz Brown deben de jurarlo ante nosotros.

 

Pie de foto 5: Mujer yaqui con niño  del siglo pasado.

 

Fotografía  del arquitecto Francisco Sánchez López. ¡No me las roben!

 

Copyright: Material protegido por derechos de autor del titular Arq. Francisco Sánchez López.   Registro SEP/CP-509989/78/Son.  Se prohíbe la reproducción total o parcial de este artículo y fotos con fines de lucro, se requiere la autorización escrita por el autor. ¡Di No a la Piratería!

 

 Arquitecto, fotógrafo, artista del arte del realismo mágico, ecologista protector de ballenas en el mar de Cortés, escritor, periodista cultural en crónicas y críticas de arte para el suplemento Quehacer Cultural del periódico El Diario del Yaqui. Articulista de la revista Yuku Jeeka de la Agrupación para las Bellas Artes, de Ciudad Obregón, Sonora, México.

 

Copyright. Material protected by copyright holder architect Francisco Sánchez López. SEP/CP-509989/78/Son register. Reproduction in whole or part of this article and photos for profit requires written permission by the author. Say No to Piracy!

 

Architect, photographer, artist of magical realism, ecologist in  the Sea of Corte´s whales protection, cultural journalist in art chronicles and art critic for the supplement  Cultural Affairs of El Diario del Yaqui newspaper. Columnist for the JeekYuku magazine, edited by the Fine Arts Association of Ciudad Obregon, Sonora, Mexico.

 

 Website: www.arqsanchez.8m.com, BLOGs: www.arkisanchezdos.blogdiario.com , www.artecajemeart.blogster.com E-mail: arq.sanchezlopez@gmail.com,     Twitter/archfcosanchez,  Facebook: Francisco Sanchez

¡Aguas! Señor presidente Obregòn, lo van a matar.

Escrito por arkisanchez 27-07-2012 en General. Comentarios (0)

“¡Look Out!, Mr. Álvaro Obregón”

 

Estimados bloggers: De nuevo por estos rumbos para relatarles sobre la exposición “Álvaro Obregón se escribe con M”, inaugurada en la sala de exhibición del  Museo de Sonora en la Revolución, ubicado en lo que fue la residencia estilo neocolonial de don Pancho Obregón (+) por la avenida Nainari en la zona norte de Ciudad Obregón.

Siempre es grato asistir a este espacio cultural por el aprendizaje sobre uno de los más enigmáticos personajes de la pasada guerra civil sonorense contra el sur de México posterior al asesinato del presidente Francisco I. Madero.

Estábamos el cronista de la ciudad don José Escobar y yo concertando una entrevista sobre la arquitectura histórica, cuando apareció el director del museo, José Luis Pacheco Islas, anunciando los cambios de horarios del museo debido a que la gente lo visita una media hora antes de cerrar; unos dan un rápido recorrido, otros, prometen regresar y nunca lo hacen y la mayoría sólo pasa manejando por la avenida sin ingresar.

--Los altos costos de la energía eléctrica para mantener refrigerada todo el museo con escaso público, nos orillan a esta resolución--. Citó, ante decenas de personas, la mayoría, las tres generaciones de familiares del ex presidente de México, asesinado en 1928, en el restaurante La Bombilla, de la Ciudad de México.

--Nos han llegado docenas de cajas llenas de documentos históricos valiosos que tenemos en resguardo y los queremos digitalizar para que lleguen a más público interesado en la historia, y para refrescarnos  del intenso calor del verano, venderemos helados de Cócorit--, concluyó para invitarnos a presenciar el corte del listón por la hija del general, María Mona Obregón, como invitada de honor.

La curaduría de la exposición fue realizada bajo el concepto de mostrar gráficamente, los últimos días en vida del homenajeado, ya que ese día el 17 de julio, se celebró el LXXXIV Aniversario Luctuoso, ante su estatua ecuestre, con una guardia de honor y arreglos florales en la plaza cívica frente al palacio.

Toda una cátedra fue la que el director nos otorgó durante el recorrido por los espacios de la museografía compuesta por documentos históricos oficiales, iniciándola con las cartas del presidente de los Estados Unidos, previniéndolo: --Look out, míster Obregón--, por el complot en su contra para asesinarlo; las fotografías en el interior del restaurante rustico durante el fatídico desayuno; páginas del periódico Excélsior anunciando su muerte con dramáticas imágenes; un plano de los pasos de su asesino José León Toral y  el video de su fusilamiento. La más extraordinaria, es  la réplica de su ataúd cubierto por la Bandera con el Escudo Nacional pintado a mano, entregada a su viuda en Huatabampo. Sonora.

¡Qué hermosa pieza histórica! En verdad lo menciono, gozamos los asistentes, motivándonos a indagar sobre ella por la posición del águila y la formación de sus alas. Al estar frente al ataúd, recordé la charra contada en el mercado municipal del Cajeme del Ayer, con la pregunta: ¿Quien mató al general?: ¡Cállese!, amigo, ¡Cállese! Contestaba la gente atemorizada.

¡Conmovedor! Fue el llanto silencioso de su hija María Mona al estar enfrente al féretro de fina madera maqueada, conmoviendo a todos por sus lágrimas derramadas, mientras el director nos relataba la magnífica historia de la Insigne. Para luego pasar a ver un video de las semblanzas del general Obregón y en la pared, los “Versos Fatuos”, de su autoría poética, ya publicado en este blog hace varios años para el deleite del sonorense.

Tal parece que la crisis económica está afectando a este recinto  porque el vino de honor fue limitado a unas cuantas personas y sodas para el resto. Sólo espero no los orillen a  cerrar sus puertas por falta de dinero, como sucedió con el Centro Cultural Modelo, La Casa Rosalba y la Galería de Arte del ITSON, debido a que no han formado públicos interesados en la cultura mostrada en la ciudad.

Aproveché el evento para ver mi escena favorita del museo, la del avión arrojando bombas sobre una trinchera, recordándome, el bombardeo aéreo sobre Cajeme en abril de 1929, y sobre los yaquis rebeldes en la sierra del Bacatete, frente a Tórim y Bácum.

En fin, fue una agradable noche ilustrativa de la historia oficial de México, aunque, me gustaría, se mostrara también, la versión sobre su  muerte basado en la autopsia de ley defiriendo  de la que vimos, escrita en el libro “México Ensangrentado”, mostrado en el programa “La Entrevista con Sergio Sarmiento” del Distrito Federal, hace ya unos años.

Inclusive, le he sugerido al director, la falta de la imagen del primer presidente sonorense, el alamense Félix Zuloaga en la sala de los Presidentes de México que honra al museo. Respondió muy vagamente, por la diferencia de los períodos históricos.

 

Pie de foto 1: Inauguración exposición por la familia Obregón en el Museo de Sonora en la Revolución.

 

Pie de foto 2: La hija del general Obregón, María Mona, durante el recorrido emocional por la museografía de la exposición.

 

Pie de foto 3: Conmovedor suceso al llorar la señora María Mona ante el ataúd de su papá. No la capté por respeto a ella.

 

Pie de foto 4: La familia Obregón felicitó al directo Pacheco Islas por la magnífica cátedra sobre el tema de la exposición.

 

Fotografía  del arquitecto Francisco Sánchez López. ¡No me las roben!

 

Copyright: Material protegido por derechos de autor del titular Arq. Francisco Sánchez López.   Registro SEP/CP-509989/78/Son.  Se prohíbe la reproducción total o parcial de este artículo y fotos con fines de lucro, se requiere la autorización escrita por el autor. ¡Di No a la Piratería!

 

 Arquitecto, fotógrafo, artista del arte del realismo mágico, ecologista protector de ballenas en el mar de Cortés, escritor, periodista cultural en crónicas y críticas de arte para el suplemento Quehacer Cultural del periódico El Diario del Yaqui. Articulista de la revista Yuku Jeeka de la Agrupación para las Bellas Artes, de Ciudad Obregón, Sonora, México.

 

Copyright. Material protected by copyright holder architect Francisco Sánchez López. SEP/CP-509989/78/Son register. Reproduction in whole or part of this article and photos for profit requires written permission by the author. Say No to Piracy!

 

Architect, photographer, artist of magical realism, ecologist in  the Sea of Corte´s whales protection, cultural journalist in art chronicles and art critic for the supplement  Cultural Affairs of El Diario del Yaqui newspaper. Columnist for the JeekYuku magazine, edited by the Fine Arts Association of Ciudad Obregon, Sonora, Mexico.

 

 Website: www.arqsanchez.8m.com, BLOGs: www.arkisanchezdos.blogdiario.com , www.artecajemeart.blogster.com E-mail: arq.sanchezlopez@gmail.com,     Twitter/archfcosanchez,  Facebook: Francisco Sanchez

 

Turismo en el Conti de Còcorit, Sonora

Escrito por arkisanchez 27-07-2012 en General. Comentarios (0)

¡Turismo en el barrio de El Conti en Cócorit!

 

Estimados bloggers: Para saludarlos y comunicarles este suceso que ha causado sensación en la región de Cajeme y ha promovido un gran flujo de turismo al sitio donde ocurrió.

El llanto de la Virgen “La Dolorosa” ha atraído más turismo a Cócorit en este mes que los programas de promoción planteados por las diferentes organizaciones civiles, centros culturales y programas de gobiernos estatal y municipal.

A diario, el peregrinar de la gente al famoso barrio de El Conti fluye por las tardes calurosas para entrar a la iglesia del Espíritu Santo y aposentarse ante la Virgen María Dolores “La Dolorosa” situada en el altar, para rezarle, encenderle velas, ofrecerle flores y pedir en silencio algún favor celestial para la cura de enfermedades y llorar junto a ella por asuntos personales.

El fervor  creyente del pueblo católico y no un fanatismo religioso, mueve a decenas de personas a postrarse ante la dramática y bella imagen de la  Virgen, icono ya de esta iglesia moderna y no el recinto de la ex misión jesuita del siglo XVII, como se pretende hacer creer al turista que se atreve visitar la comisaria de Cócorit.

Ningún programa de fomento al turismo en la región ha tenido éxito como lo ha tenido este extraordinario hecho, conocido mundialmente por este blog leído por más de 703 mil personas  de la red de Internet, por ser el único medio de comunicación virtual para los sonorenses radicados más al norte de Scottsdale, Arizona, hasta Canadá y en el sur de México.

¡Quién es la Virgen La Dolorosa?, ¿De dónde proviene?, ¿Cómo llegó a Cócorit? Y la pregunta más importante: ¿Por qué lloró el 2 de julio del 2012?, en momentos posteriores a la efervescencia política y divisionismo partidario entre rojos y azules por controlar conciencias, junto a la ruina económica del poblado e inseguridad ante la violencia y perdida de identidad y orgullo sonorense que las nuevas oligarquías son peores que las del Distrito Federal para manipular la política y mantener sus altos estatus de riqueza agrícola por el agua y tierra Yaqui ante la pobreza de los vecinos de El Conti. ¡Increíble!

¿Qué mensaje sublime nos trajo la virgen con sus lágrimas y llanto lastimoso en la oscuridad nocturna en la iglesia con sus puertas cerradas?

No lo sé, pero investigaré y esperen la noticia.

 

Pie de foto 1: Atrio de la iglesia Madre Guadalupe del Espíritu Santo donde sucedió el “Llanto de la Virgen”.

 

Pie de foto 2: Aquí tienen la famosa imagen de “La Dolorosa”, tomada durante el Día de San Juan y antes de llorar el 2 de julio del 2012; --Se puso triste porque ganó el PRI--, indicaron en el barrio.

 

Fotografía  del arquitecto Francisco Sánchez López. ¡No me las roben!

 

Copyright: Material protegido por derechos de autor del titular Arq. Francisco Sánchez López.   Registro SEP/CP-509989/78/Son.  Se prohíbe la reproducción total o parcial de este artículo y fotos con fines de lucro, se requiere la autorización escrita por el autor. ¡Di No a la Piratería!

 

 Arquitecto, fotógrafo, artista del arte del realismo mágico, ecologista protector de ballenas en el mar de Cortés, escritor, periodista cultural en crónicas y críticas de arte para el suplemento Quehacer Cultural del periódico El Diario del Yaqui. Articulista de la revista Yuku Jeeka de la Agrupación para las Bellas Artes, de Ciudad Obregón, Sonora, México.

 

Copyright. Material protected by copyright holder architect Francisco Sánchez López. SEP/CP-509989/78/Son register. Reproduction in whole or part of this article and photos for profit requires written permission by the author. Say No to Piracy!

 

Architect, photographer, artist of magical realism, ecologist in  the Sea of Corte´s whales protection, cultural journalist in art chronicles and art critic for the supplement  Cultural Affairs of El Diario del Yaqui newspaper. Columnist for the JeekYuku magazine, edited by the Fine Arts Association of Ciudad Obregon, Sonora, Mexico.

 

 Website: www.arqsanchez.8m.com, BLOGs: www.arkisanchezdos.blogdiario.com , www.artecajemeart.blogster.com E-mail: arq.sanchezlopez@gmail.com,     Twitter/archfcosanchez,  Facebook: Francisco Sanchez

 

Jardin del Arte en la laguna del Nainari en Ciudad Obregòn, Sonora

Escrito por arkisanchez 27-07-2012 en General. Comentarios (0)

"El Jardín del Arte” en la laguna del Náinari de Cajeme.

 

Estimados bloggers: Por fin una administración municipal soluciona la problemática de los artistas cajemenses para exhibir sus obras en espacios abiertos y cerrados, por falta de una política y proyecto cultural ya que este tema no es  prioridad para la comunidad y gobiernos municipales desde que se creó Ciudad Obregón en 1928.

Ha sido la administración del presidente municipal Manolo Barro Borgaro, quien al escuchar el clamor de cientos de creadores de diferentes manifestaciones artísticas y de los jóvenes artesanos de La Bachia, solucionó eficazmente, la apertura del “Jardín del Arte”, en medio del extraordinario paisaje natural de la hermosa laguna del Náinari,  como una mejor localización, ya que por años se planteó la plaza Ignacio Zaragoza de Cócorit, para exposiciones colectivas, sin fruto alguno, por la ausencia de cocoreños y cajemenses y nulo turismo internacional.

A tan sólo unos cuantos pasos al poniente del la “senaduría” que cubre la estatua de El Discóbolo” sin sus 5 arcos, porque no sé quien los quitó, para celebrar los Juegos Olímpicos de México en 1968, si el lugar es para el deporte y motivar el espíritu con la contemplación a la naturaleza.

Ustedes podrán  cada domingo admirar, adquirir y coleccionar obras originales de arte y la artesanías “Made in Cajeme”, y no litografías del Impresionismo Francés, bíblicas, bodegones y naturalezas muertas para decorar espacios interiores de hogares y comercios en la ciudad.

¡Visítenlo! Porque es una gran oferta plástica para adquirir creatividad regional pintadas a la acuarela por Francisco Sánchez; dibujos en la técnica de café diluido por Ramón Nájera; al carboncillo para rostros y caricaturas por Edgar Padilla y la bisutería del grupo La Bachía, grandes promotores de sus obras con acto de presencia en todos los festivales artísticos.

Los domingos, a partir de las 5 de la tarde y por tres horas, ustedes podrán gozar de una magnifica  tarde caminando, trotando, pescando, volando por la Tirolesa, navegar en lancha, observando los chorros de agua y demás atractivos que ofrece nuestra laguna antes de los majestuosos atardeceres.

Y entre lapsos, puede venir al “Jardín del Arte” para platicar con los expositores, observar o adquirir alguna de sus obras y si están interesados en aprender, se ofertaran clases de la técnica de la Acuarela a costo módico, para pintar el fantástico paisaje lagunar y demás iconografías del arte.

 

Pie de foto 1: Esplendorosos atardeceres en la Laguna del Nianari, cuna del Jardín del Arte en Cajeme.

 

Pie de foto 2: Pintor Nájera exponiendo sus obras en el Jardín del Arte.

 

Pie de foto 3: La Bachía, exhibiendo sus obras de bistusería.

 

Pie de foto 4: Grupo musical de tambores ambientando el Jardín del Arte.

 

Fotografía  del arquitecto Francisco Sánchez López. ¡No me las roben!

 

Copyright: Material protegido por derechos de autor del titular Arq. Francisco Sánchez López.   Registro SEP/CP-509989/78/Son.  Se prohíbe la reproducción total o parcial de este artículo y fotos con fines de lucro, se requiere la autorización escrita por el autor. ¡Di No a la Piratería!

Arquitecto, fotógrafo, artista del arte del realismo mágico, ecologista protector de ballenas en el mar de Cortés, escritor, periodista cultural en crónicas y críticas de arte para el suplemento Quehacer Cultural del periódico El Diario del Yaqui. Ex articulista de la revista Yuku Jeeka de la Agrupación para las Bellas Artes, de Ciudad Obregón, Sonora, México.

 

Copyright. Material protected by copyright holder architect Francisco Sánchez López. SEP/CP-509989/78/Son register. Reproduction in whole or part of this article and photos for profit requires written permission by the author. Say No to Piracy!

Architect, photographer, artist of magical realism art, ecologist in  the Sea of Corte´s whales protection, cultural journalist in art chronicles and it´s critics for the supplement  Cultural Affairs of El Diario del Yaqui newspaper. Columnist for the Yuku Jeeka magazine, edited by the Fine Arts Association of Ciudad Obregon, Sonora, Mexico.

Website: www.arqsanchez.8m.com, Blogs: www.arkisanchezdos.blogdiario.com , www.artecajemeart.blogster.com E-mail: arq.sanchezlopez@gmail.com,     Twitter/archfcosanchez,  Facebook: Francisco Sanchez

 

 

 

Rescate de la cultura yaqui de Sonora

Escrito por arkisanchez 24-07-2012 en General. Comentarios (0)

Estimados bloggers: Mis saludos y para  compartir este artículo periodístic sobre la cultura Yaqui, narrados para todos ustedes, sonorenses residentes allende de Scottsdale, Arizona, mi lugar favorito para turistear entre bellísimas  mujeres e impresionantes paisajes de sahuaros y arquitectura.

 Pero como no puedo viajar por el momento, me puse a leer el periódico El Diario del Yaqui, extrañado por  las declaraciones de --Rescatar la cultura Yaqui--, por empresarios turísticos, inmobiliarios y cultureros de Cócorit, gobiernos estatal, municipal, promotores, directores culturales, de  tecnológicos y universidades  de Ciudad Obregón y repitiéndose en coloquios y en los planes de promoción turística para Sonora y de Cajeme.

El solsticio de verano nos trajo  la novedad de que nuestros altivos e indómitos guerreros yoremes, son ahora un “Producto Turístico”, por así convenir a las inversiones en viejas casonas neoclásicas de Cócorit, remodeladas sin autenticidad histórica. Inclusive, esnobistas y escritores (as) repiten lo mismo sin investigar sobre este hecho verdadero o falso. 

¿Rescatarla de qué? Pregunto, porque al pueblear por las comunidades  de Tórim, Vícam Pueblo, Pótam y Belem,  a lo largo del cauce seco del río Yaqui, observé a la Nación Yoreme tangible, practicando sus usos y costumbres ancestrales, hablando  su lengua yuto azteca  por teléfonos celulares, mientras buscaba a una joven “belleza yaqui”, para  fotografiarla en los ambientes de su pueblo y entre los parajes del monte desértico, como la yaquecita que inspiró la canción “Flor de Capomo”.

Inclusive, los miré practicando con fervor católico, la Pasión de Cristo con sus danzas de los Matachines en los atrios de sus iglesias; la del Venado y Pajkola y de los Coyotes  en ramadas ceremoniales durante el Sábado de Gloria y el Domingo de Pascua, en las pasadas Semanas Santas.

Vi una cultura en pobreza, en extrema pobreza de algunas familias, porque no les alcanza el área agrícola para producir trigo, debido a la falta de agua de su río, al llevársela San Carlos por medio del Acueducto Cócorit- Guaymas, causando un extraordinario ecocidio desde Los Hornos hasta su desembocadura en el golfo de California, construido por el ex gobernador Manlio Beltrones Rivera, sin ninguna voz de protesta por los agricultores yoris-amigos de los distritos de Riego y ni de los aguerridos yaquis anti  Acueducto El Novillo.

Cuando los yaquis turistean por nuestra ciudad, los miro de compras por el Mercajeme o tramitando oficios en el palacio municipal sin su águila real republicana; he admirado su magnífica cultura en las exposiciones de la Simbología Yaqui en Semana Santa  y de la Fiesta de la Santa Cruz, con fotografías de la señora Trinidad Ruiz Ruiz, en las salas del Centro de Culturas Populares e Indígenas de Ciudad Obregón.

Incluso, en el Museo de los Yaquis, durante la presentación de libros y la exposición de fotografías: Tetabiakti, Guerrero Coyote, para celebrar el 111 Aniversario Luctuoso de Juan Maldonado Waswechia, alias Tetabiate,  vi a esta  cultura vigente en sus comunidades, a pesar de su lucha por la conservación integral a través de los siglos de guerras yaquis contra los yoris.

Entonces, ¿Por qué el afán de los neo yoris de Cócorit por “Rescatar la Cultura”  si ni de ellos es?; ni tienen pertenencia, ni hablan la lengua, ni practican la religión,  los usos y costumbres tradicionales, y ni siquiera protegen el territorio ancestral, por el cual, sacrificaron su vida: Cajeme, Tetabiate, Luis Espinosa, Luis Matus, Luis Bule, Ignacio Mori, Sibalaume, Butimea y Jesús de Rahún.

¿Las Autoridades Tradicionales del Pueblo de Cócorit les otorgaron  licencia?; ¿Les endosaron su cultura tradicional para ellos vigilarla desde el cerro Bachoco?; ¿Le autorizaron: --¡Ehui, anda pues, preservarla,  rescátala, promociónala!, a  las asociaciones civiles Centro Cultural Cócorit, Cócorit Pueblo Unido, Fundación Cócorit, entre otros grupos interesados en su “rescate”.

¿Salvarla de qué o quién?, porque su cultura tangible, no está en vías de extinción, ni amenazada en desaparecer como grupo étnico de Sonora, ante la cultura mestiza sonorense  predominante y la Pop de la Internet. Como el espectáculo observado en el “Lugar de Encanto”  desde la ventanilla de vetusto camión, rumbo a las fiestas de La Víspera de San Juan en el barrio de El Conti.  Por el paisaje semi urbano cocoreño se puede deducir, la falta de encantamiento de sus instalaciones, ya que los espacios son  ramadas tradicionales ceremoniales y habitacionales yaquis, aunado al escaso público asistente a la cultura mestiza complementaria del cocoreño a caballo.

Me extrañan estas aseveraciones, porque por ningún lado la cultura yaqui está en  peligro de extinción antropológica, lingüística o social, al menos de que este ciego; porque aún practican sus costumbres y fiestas, cocinan sus comidas, siembran trigo, dejan explotar sus tierras, gravas, arenas y  su agua del río, permitiendo nuevos residentes en sus pueblos de mestizos.

Tal vez, el dualismo vigente desde hace veinte años y el divisionismo latente entre ellos desde tiempos históricos, sean las causas del detrimento social y político, pero los yaquis de Sonora y de Arizona, aún están en lucha por la integridad de su territorio ancestral, previo al arribo de los yoris blancos y mestizos: Reconocen al nuevo pueblo de Cócorit como de su propiedad, esperando se les restituya, definitivamente, para repoblarlo, ya que al no querer mezclarse con los yoris agricultores, decidieron habitar en la Loma de Guamúchil y Tajimaroa, los verdaderos asentamientos.

Levantan su voz para que sus pueblos y arquitectura típica, sus tradiciones, ceremonias, danzas, artesanías, creencias y expresiones estéticas, no se imiten y dañen por los lineamientos de los gobiernos de Sonora y por la sociedad cajemense con motivos de lucro empresarial, señalándolos, arbitrariamente, como “Producto Cultural” para la oferta turística, ya que los cajemenses hemos perdido la identidad patrimonial, el orgullo y el respeto a nuestros verdaderos ancestros inmigrantes al Valle del Yaqui y a esta ciudad.

La actual cultura yaqui, admirada por todo el mundo, es un patrimonio tangible propiedad intelectual y artística de la Nación Yoreme: Hay que “rescatarla” pero de su ignominiosa pobreza y replantear el tratado de  paz con ellos, como medida democrática para que se le respeten sus derechos humanos, culturales, históricos e intelectuales como verdadero acto de justicia social del neoliberalismo económico.

 

Pie de foto 1: Típica ramada-cocina yaqui que se aprecian al visitar sus comunidades en Sonora.

 

Pie de foto 2: Familia yaqui de antaño que sufrió la deportación y esclavitud en Yucatán para quitarles sus tierras y hoy, su cultura tradicional.

 

Pie de foto 3: Cantador y tamborilero yaqui  tocando sones de pajkolas y vendados.

 

Pie de foto 4: Danzas yaquis en ramada expuesta en la exposición Simbología de la Semana Santa.

 

Fotografía  del arquitecto Francisco Sánchez López. ¡No me las roben!

 

Copyright: Material protegido por derechos de autor del titular Arq. Francisco Sánchez López.   Registro SEP/CP-509989/78/Son.  Se prohíbe la reproducción total o parcial de este artículo y fotos con fines de lucro, se requiere la autorización escrita por el autor. ¡Di No a la Piratería!

 

 Arquitecto, fotógrafo, artista del arte del realismo mágico, ecologista protector de ballenas en el mar de Cortés, escritor, periodista cultural en crónicas y críticas de arte para el suplemento Quehacer Cultural del periódico El Diario del Yaqui. Articulista de la revista Yuku Jeeka de la Agrupación para las Bellas Artes, de Ciudad Obregón, Sonora, México.

 

Copyright. Material protected by copyright holder architect Francisco Sánchez López. SEP/CP-509989/78/Son register. Reproduction in whole or part of this article and photos for profit requires written permission by the author. Say No to Piracy!

 

Architect, photographer, artist of magical realism, ecologist in  the Sea of Corte´s whales protection, cultural journalist in art chronicles and art critic for the supplement  Cultural Affairs of El Diario del Yaqui newspaper. Columnist for the Yuku Jeeka magazine, edited by the Fine Arts Association of Ciudad Obregon, Sonora, Mexico.

 

 Website: www.arqsanchez.8m.com, Blogs: www.arkisanchezdos.blogdiario.com , www.artecajemeart.blogster.com E-mail: arq.sanchezlopez@gmail.com,     Twitter/archfcosanchez,  Facebook: Francisco Sanchez