Revista Crónicas de Arte y Arquitectura..

Remembranzas del arquitecto Francisco Sánchez López de Cajeme, Sonora.

Escrito por arkisanchez 04-04-2006 en General. Comentarios (1)

Estimados (as) blogers: Pues aqui incluyo este reportaje que realicé sobre el mundo de la arquitectura y arte objeto conceputal que he creado asi mismo sobre la belleza de la mujer de Cajeme, orgullo sonorense.

 

Ramillete de flores en la Plaza Tutuli.

Arquitectura religiosa y el "Cristo mocho".

 

La tarde del  sábado pasado fui a la plaza Tutuli para mitigar el aburrimiento que traía y vaya sorpresa me llevé al ver que en el estacionamiento se aglomeraba un nutrido público para presenciar el certamen Fashion Top Model de Cajeme, según lo anunciaba la animadora Hilda Lila Camacho del programa “Entre Amigas”, de la  televisión local.  ¡Bienvenida sea  la primavera! Comenté y decidí quedarme para admirar  a las bellas concursantes en camisetas negras que adornaban toda la plaza con su caminar y elegir entre ellas algunos rostros y cuerpos para fotografiar y pintar a la acuarela para mis nuevas obras del arte del realismo mágico.

Este exquisito ramillete de 70 flores primaverales y joviales hicieron gala con su femenina y efímera presencia durante un agradable sol y fantástico atardecer rojo – morado, como testigo de tanta belleza cajemense, que debemos de mostrar como motivo  turístico. Desafortunadamente había que elegir a una de ellas como la ganadora del cetro como la mejor  modelo de Cajeme, selección muy apretada para el jurado integrado por ex reinas de belleza del año 1993,  Niccole Frettlohr Meza, Chica TV Sonora y Gabriela Galindo, Señorita Sonora, acompañadas por la Señorita Cajeme 2005, Gabriela Moreno y el fotógrafo Blancarte.

Antes de la selección de las 20 finalistas platiqué con la encantadora  y atractiva  Karen Apodaca Montoya, conductora del programa televisivo “Sábado de Carrusel”, sobre su participación y pormenores del concurso, quien con mucho profesionalismo me señaló “Fue una difícil competencia porque hay muchachas con mucha belleza natural,  personalidad y modelos profesionales.

Puedo decir, que la competencia estuvo muy reñida por el porte de las jovencitas pero por  decisión inapelable del jurado, el primer lugar se lo llevó  María Alejandra Espinosa, estudiante del Tecnológico de Monterrey,  el segundo lugar  para María Isabel Nieto Gámez, estudiante del Itesca y el tercero a Mónica Bórquez Valle, de la preparatoria  de La Salle, quien  muy emocionada  exclamó entre todas ellas ¡No me lo esperé!

Por  la experiencia que tengo en fotografía de  modelos, desfiles de moda,  concursos de bikini y camisas mojadas,  mi ojo de fotógrafo  me indicó que el cetro debió ser para  la concursante número 65, Karen María Baldenegro, del Cetis local, portento de jovencita por su carisma, belleza y porte de modelo que mostró en la pasarela muy al natural, así mismo para la numero 34, Eliana Pórtela Sosa, por su belleza, estilo y talento  para desenvolverse ante la concurrencia que las admirábamos.

Al final del evento abordé al jurado  para preguntarles ¿Cuáles son las cualidades que  calificaron? -Porte, belleza, talento,  estilo, desenvolvimiento escénico, seguridad y proyección-. Me indicaron firmemente. Decisión que no comparto.

Admiro la belleza y personalidad de ganadora del segundo lugar junto a  Perla Nayeli  Bañuelos Muñoz y   Halina Fimbres Acedo, ambas del Itson, Justi Garcia Priego, de la Ulsa, Elsa Encinas Leyva,  Sonia González Gastélum, del Tec. Milenio, Ana Gabriela González, del Cebatis, Jandi Galindo Vega, diseñadora de modas, Laura Elena Busquez  Sánchez y Lissa Tiscareño, así como la número 16,  18, 30, 45, 24 y 60. Como en esta semana no hay exhibiciones de arte  que asistir y es víspera de  Semana Santa y su religiosidad  quiero compartir mis andanzas como arquitecto  en el magnífico mundo de  la arquitectura religiosa y obra escultórica que realicé  en  la década de los setenta, –siguiendo mi norma de belleza-.

 La primera obra diseñada por su servidor  fue una capilla para los Hermanos Maristas en Guadalajara, donde expresé una espiritualidad plástica en los espacios y en el altar para rezar a Dios. La segunda, en 1976, fue la remodelación del templo   neoclásico de Vicam Pueblo, río Yaqui, donde conservé los espacios sagrados para la celebración del Conti, el cementerio frente a ella y el pasillo para las danzas vernáculas.  La tercera,  la iglesia de las Golondrinas, en el Puerto de Guaymas y la cuarta,  la remodelación y equipamiento artístico y cultural para la ex misión jesuita de San José de Guaymas. Estas dos últimas  las proyecté  en los años ochenta como servicio social del arquitecto para el Padre Antonio. Aunado a los proyectos anteriores, realicé un estudio histórico de la iglesia de Santa Rosalía, Baja California, que presenté ante la organización Icomos Mexicano para conservar el legado del ingeniero Alexander Eiffel en México, al respecto, un artículo se publicó en la revista del Museo de la Arquitectura Industrial en Londres. En 1994, un estudio histórico para el proyecto de remodelación de la ex misión de Núri, que no se realizó.

La Iglesia de Las Golondrinas en el populoso barrio de Guaymas con el mismo nombre, tiene su peculiar historia, de San Carlos al Vaticano, porque el Padre Antonio envió los planos del proyecto para solicitar la licencia de construcción en las oficinas superiores de los Hermanos San franciscanos en el Vaticano y  fue rechazada por  la polémica que  suscitó  el concepto estructural de  la trabe principal  de concreto, que partía desde el suelo hasta la parte superior del altar y terminaba en una bellísima cruz  oblicua  con mucha plasticidad para el techado de concreto de dos círculos concéntricos   que albergaban la nave principal y el altar con su sacristía. Sus superiores me ordenaron cambiar la posición diseñada por una cruz vertical. Rechacé la sugerencia   argumentando mi decisión  por los parajes del Calvario de Cristo, donde siempre la llevó cargada y arrastrándola, pero al final, estuvo erecta por su crucifixión. No aceptaron en el Vaticano los argumentos utilizados para la conceptualización arquitectónica y yo no cambié el proyecto así que  nunca se construyó.

Una de las esculturas conceptual o arte  objeto que he realizado y tengo entera satisfacción es el “Cristo Mocho de Cajeme”, que inicié más o menos  en caluroso día de 1996, mientras caminaba por la calle Durango casi esquina con la  6 de Abril,  me encontré sobre el suelo de  una casa vacía, una figura de Cristo Crucificado con un brazo mocho hecho de aluminio y  sin cruz, lo recogí para llevármela a mi estudio y hacer de ella una escultura objeto conceptual. Procedí a limpiarlo para pintarlo al esmalte café y ocre, figurando con color rojo el sangrado de la cabeza    por la corona de espinas, del tórax por la herida de la lanza, de las manos y de los pies por los clavos de la crucifixión. Días después, fui al mercado y compré un leño de palo de Brasil para hacerle la cruz. Con clavos de concreto lo clavé a la  nueva  cruz  para crear una magnífica obra.

A fines de los años sesenta, diseñé una escultura  para celebrar el 400 aniversario de la fundación del pueblo de Unión de Tula, Jalisco,  a base de formas curvas y lineales al estilo brutalismo de la época que se construyó frente al atrio del templo que  también proyecté su remodelación. Décadas después, por casualidad me entré,  que la gente de pueblo la tituló  “Las patas de burro boca arriba”. ¡Increíble!

Repruebo y rechazo  la aberrante  fotografía publicitaria  en los periódicos y canales de televisión de la asociación “Yo con Sonora”, donde nos muestran a un yori vestido a la usanza de danzante  venado yaqui imitando la posición de   “El Pensante”,  de Antonio Gaudi. Que vergüenza y repugnancia produjo la foto   porque la  danza del venado es sagrada para  la tribu yaqui, por tal motivo, no debemos corromperla  utilizándola  como publicidad para nuestra sociedad pop gringa cajemense un tanto  surreal, porque no es representativa del  folclore cajemense y es autoría artística y cultural de la tribu yaqui.

 

Pie de foto: Danzantes raramuris  de la sierra Baja Tarahumara en el festival de Etchojoa. Fotografía por el arquitecto Francisco Sánchez López.

 

 

El fantasma del Museo de los Yaquis en Cócorit, Sonora

Escrito por arkisanchez 01-04-2006 en General. Comentarios (20)

Estimados (as) bloggers:

 

Continuación relato el gran susto que me dio un suceso que me puso los pelos de punta y me aceleró el  corazón, durante una fría noche primaveral en este pueblo de brujos que ya es parte de la historia vernácula de Sonora, México.

Todo comenzó cuando  decidí ir a Cócorit, -Pueblo mágico- para seguir con mi investigación sobre el fenómeno paranormal de las apariciones de espíritus o fantasmas que abundan en la historia de la gente del pueblo. Ya tengo recolectadas 5 historias de estos fantasmas que se aparecen en diferentes barrios o parajes de este pueblo con 389 años de historia.

 

El susto que me llevé  fue por curiosidad, ya que al estar en la contra esquina de la antigua casona construida hace más de cien años, hoy, el Museo de los Yaquis, según la ordenanza del gober Eduardo Tours, instalé el tri pie para montar mi cámara con la idea de fotografiar a esta famosa mujer india que se aparece por la calle y pasa por el museo. La noche era fría, ya que entraba el viento del norte, la  espesa y amarillenta neblina que se observaba  era el polvo levantado de los carros y camiones que circulaban para el barrio el Conti o a al pueblo de Esperanza, era ésta, dándole a la fachada del museo y los lotes contiguos más misterio.

 

Estuve por horas esperando la chanza de presenciar la misteriosa mujer cuarentona, de cara ovalada, que según los que la han visto, era una belleza indígena por su pelo negro trenzado y medio cubierto por un rebozo y  vestida de blanco según la moda de los tiempos don Porfirio Díaz, allá a fines del 1890. Cuentan que en una de las muchas ocasiones que el ejercito mexicano invadió y tomó militarmente al pueblo de Cócorit, en la guerra de exterminio contra los yaquis que defendió el guerrero Tetabiate, ella, que era curandera, al resistir su  detención para que no sea enviada como esclava a Yucatán, fue muerta por las balas de los soldados que querían serla suya.

Estuve parado por dos o tres horas, no tenia reloj, solo el tiempo que duré, para lograr una fotografía, Vi pasar frente a mí a  gente que al mirarme sabían mis intenciones y muchos y muchas de ellas se reían en silencio. 

 

La espera era larga, la neblina aumentaba y el frío calaba los huesos, pero de repente, vi un bulto negro que saltó de un viejo árbol yucateco, cercano al canal de riego Porfirio Díaz, que divide al pueblo en los barrios yaquis o mestizo mexicano, o salió del arbol cercano a antigua noria, una lechuza cruzó la calle en busca de comida o huía de algo, porque las lechuzas, según la creencia, anuncia la muerte, voló sobre mi cabeza, y me tuve que agachar para evitar sus garras de rapiña con las que matan a sus presas.

Un gato negro pero con ojos brillantes, se acomodó sobre el muro de adobe como esperando algo de comida o tal vez, curioseando sobre mi trabajo, maulló  varias veces lastimosamente como con miedo,  cosa que me dio el mismo sentimiento porque dicen que los gatos son emisores de las malas puestas en la magia.

El bulto negro se transformó en una figura humana, que no caminaba sino flotaba arriba del suelo, la observe con temor, ya que causa cierto temor lo desconocido, vi, creo yo, como, esa figura humana fantasmal, camino hacia el museo y desapareció.

 No lo podía creer, y con la boca abierta me quedé, algo confuso, porque ni siquiera me dio la oportunidad de tomarle una fotografía, porque estaba muy retirado y el flash no alcanza tal distancia.

Un perro que estaba echado en la banqueta, saltó muy asustado, corrió por unos metros pero se regresó para pararse enfrente del muros y a un árbol para aullar, lastimosamente, aulló por varios minutos, dándome a entender que ahí, en la casona del museo, estaba el espíritu de esta india, aullaba lastimosamente mientras otros perros le hacían coro, de pronto, como veinte o más perros aullaban, dando un concierto canino de miedo, ¡De pánico! Porque este perro callejero, se vino hacia mí y a unos metros, se paró para aullar al cielo, a  algo que estaba arriba  y detrás de mi, yo ni siquiera me movía porque sentía su presencia de un ente misterioso y espiritual que me observaba  y casi me tocaba. Al perro se le ariscaron los pelos del cuello, y aulló por ultima vez para después llorar.

Así me quedé quieto por algunos minutos, se me enchinó el cuero por el miedo, porque la figura de negro que vi en el museo, de repente, estaba arriba de mí, mirándome y creo yo, que estiró la mano para tocarme. Cosa que me hizo saltar  a la calle. Movimiento que asustó al perro que huyó como alma que lleva el diablo   para cruzar la calle y meterse  en una lote  vacío.

 En eso, paso una señora  robusta y una niña tomadas de la mano, me pregunté: ¿De donde salieron? Porque dieron vuelta en la esquina o se aparecieron en la banqueta, detrás de unas matas, las noté raro, porque si fueran verdad las hubiera visto desde donde estaba.

¡Tenga cuidado, señor! Me dijo con voz un tanto de ultratumba, mientras la niña me observaba pero yo no le vi los ojos,  -Es un pueblo de brujos y le pueden echar un mal puesto- Escuche con mucho temor.

Decidí irme del lugar debido al miedo que me dio esta fantasma, voltee al cielo y vi la luna en cuarto menguante y pequeñas nubes cercanas haciendo el ambiente muy misterioso. Creo que la vi, pero no estoy muy seguro, porque la vi penetrar y entrar al muro del Museo de los yaquis y de repente, estaba detrás  y arriba de mí.

Fui a la  plaza con muchas ceibas  para esperar el camión, desolado y con mucha neblina amarilla, de la bocacalle salió un señor campesino que se paro cerca de mí, me vio y me dijo: ¿Qué le pasó, señor, trae la cara de asustado? No le quise responder para que no se burlara de mí. Ni me atreví a comentarle, que el fantasma del museo de los yaquis, la tradición oral y la leyenda de su aparición, la observé, creo yo,  se puso arriba de mí, me extraño su posición debido a que detrás de mí, estaba una vieja barda de ladrillos de adobe abandonada por el gato que desapareció. Por  mirar hacia el museo. ,no la vi completamente, solo sentí su presencia negra, como entidad del otro mundo que me asustó. Aumentando el temor con la advertencia de la señora con la niña que me dijeron que  Cocorit es un pueblo de brujos y en la casona del Museo de los Yaquis hay un fantasma. Cosa que ya sabia, porque para los yaquis, Cócorit es lugar de chiles chiltepines muy conocidos en Sonora, pero para ellos, chiltepin, es un sinónimo usados en su lengua para decir, “Lugar de brujos”, Como el difunto  don Pedrito, el  más importante de Cajeme o Ciudad Obregón por sus hechizos del cual, visité su casa donde murió, dicen  los vecinos que en ciertas noches, hay mucho ruido y magia en ese lugar, pero ellos, no se arriman por miedo a ser hechizados.

Continuaré con estas historias....

 

La caballada de Bours en Cajeme. Cultura chera.

Escrito por arkisanchez 29-03-2006 en General. Comentarios (2)

Estimados bloggers: con mucho agrado incluyo esta nota sobre la cultura sonorense y el arte exhibido en nuestra leal ciudad de Cajeme, Sonora. Para que tengan una idea de lo que es y semos.
La primavera desértica está en todo su esplendor con sus días cálidos y noches frías que motivan salir a lugares abiertos,  como a la arboleda del Parque Infantil, donde goce de la fiesta sonorense a base de música de banda sinaloense, carne asada y cerveza después de impactante arribo de la Cabalgata por la Familia, encabezada por el gobernador Eduardo Bours  y demás vaqueros vestidos con camisas rojas y paleacate verde con el símbolo de la asociación ganadera a la que pertenecen. Entre mesas y asadores  me encontré con un amigo de la infancia la sallista Constantino Laborín,  con quien platiqué brevemente para preguntarle sobre sus impresiones de  la cabalgata “Es una experiencia maravillosa por la tranquilidad y hermosura de los paisajes que observamos”, me comentó.

Me tope por casualidad  con el señor Francisco Villanueva y su distinguida esposa con quien conversé mientras degustaba una cerveza, para que me informara sobre el paisaje del recorrido. –Montando el caballo árabe “El morito”, observé la impresionante  naturaleza desde Cumuripa a la parte del río por sus parajes- me informó, mientras era saludado por otras gentes, para agregar, -Quiero externar lo señalado por el señor Elías Alonso, quien dijo “Es importante rescatar las raíces y el orgullo de los sonorenses...”. Mientras saboreaba la carne asada y tortillas de harina sobaqueras, platique con el señor Ramón Lorenzo Palafox Tapia de Soyopa, quien me comunicó su impresión –He participado en todas las cabalgatas, pero esta me brindo muchas satisfacciones por el convivir de la gente de diferentes regiones mientras cabalgas entre bellos  paisajes”.

Salí de la arboleda para dirigirme al monumento Kitsch de   la estatua  El Discóbolo con sus chorros de agua que caen desde los capiteles de las columnas de cantera. Caminé entre una multitud que estan admirando el ritmo de los caballos bailadores del señor Rodrigo Zazueta, de los cuales, el “Rey Juan Carlos”, me impresionó por su belleza negra de raza andaluz que bailaba al compás de la canción  que más me gusta “El maicero”.

Después de la fiesta de los vaqueros, caminé por la calle Guerrero hasta el Hospital del Instituto Mexicano del Seguro Social, donde en la plaza de ingreso a Especialidades, me paré enfrente del busto de Luis Donaldo Colosio, ante quien, le comenté que la lucha por la protección de ballenas en el golfo de California, que él avaló  en Cabo San Lucas, la estamos perdiendo por la inminente industrialización gringa gasera y petrolera en Puerto Libertad, por la venta irrestricta  a irrisorio precio de un dólar el metro cuadrado de nuestras playas al mercado especulativo de Arizona,  la destrucción del estero El Soldado en San Carlos y la muerte de 19 ballenas en el mar de Cortés o golfo de California en los últimos seis meses. Los agroquimicos de los valles tienen que ver mucho en esto. Estudio que se está realizando.

En silencio estuve recordando su vil asesinato para luego dirigirme  a la otra plaza del edificio de Especialidades I, donde pude observar la magnífica estatua en bronce “Monumento a la Madre”, de impresionante figura materna indígena amamantando a su niño en brazos, pero que no pude ver su tri dimensionalidad por el lugar donde está casi oculta y muy pegada a la pared.
Ingrese al edificio más viejo del IMSS Regional donde en su vestíbulo, pude admirar el mural “La Familia y la Maternidad”, realizado por el maestro Arteche y sus discípulos del taller experimental del Itson, a base de cartón y pintura al estilo de él.

Días anteriores a lo arriba mencionado, fui a la galería del Centro de Culturas Populares para observar la exposición Semana Santa yaqui”, montada por  la licenciada Trinidad Ruiz y el ingeniero Antonio Mexía, Ella me atendió muy cordialmente, a pesar de su pie adolorido, dándome una estupenda explicación de las fotografías, figuras de danzantes venados, pajkolas y fariseos, indumentarias tipica para las fiestas religiosas, varas de mando, tambores  y mascaras que la componen, por ser varias  de ellas, parte de la colección del Museo de los Yaquis de Cócorit y el resto de las comunidades de Tórim, Belem y Huírivis que coleccionaron para la ocasión. Me gustó la pintura al óleo “Danzante Venado”,  de Francisco Buitimea de Estación Corral y una de una mascara de pajkola negra sobre fondo amarillo-rojo, como un atardecer, que tiene la firma ilegible,¡Los invito a que la visiten!

Lamento no asistir a la exposición de desnudos femeninos y esculturas “Emociones”, de la pintora Rosa Argelia, en la Casa del Jubilado y Pensionado. Ni siquiera me enteré. Pero me hubiera gustado ir para ver la obra de ella que tiene cierta plasticidad en el arte  cajemense que me gusta.

Bastante concurrida estuvo la exposición “Espíritu del Desierto”, compuesta por 30 grabados a color y en diferentes técnicas, montada por la pintora Irma Arballo en la galería de arte del Itson, donde se congregaron las autoridades culturales y el rector junto a las integrantes de la Asociación de Artistas Plásticos del Sur de Sonora y algunas otras de la Asociación para las Bellas Artes y estudiantes de esta noble institución, en la cual, el rector Gonzalo  Rodríguez Villanueva mencionó en su discurso de inauguración “la belleza del arte expresado por artistas locales formados por la motivación  y se han profesionalizado en sus obras... creando una corriente en el arte de Cajeme, por tres motivos: Los artistas mismos por sus obras, la comunidad y   la institución  como frutos reflejados de ella,  teniendo un nivel de producción con calidad y cantidad”.
“En esta exposición tengo tres áreas, la vida árida y silvestre como aspecto vegetal, los animales clásicos del desierto y el factor humano en los rostros de las mascaras, como propuesta plástica”, mencionó la señora Arballo, cuando estábamos parados frente a uno de sus mejores  grabados. Para añadir “Trato de ser honesta en lo que puedo hacer porque con el trabajo se logra mucho y no por las musas”, Para luego indicarme sobre las técnicas que utilizó: “Son las convencionales como la xilografía,  el grabado en madera, el entintado Roll up del maestro alemán Hyatter y  el tradicional collage”.
 
A su bella hija estudiante de preparatoria María Georgina Ortiz Arballo, le fascinó “Chureas al atardecer”. A la gentil dama Georgina Zamora de icedo, la maravilló “Rostros y mascaras IX”, a Irma Arana le encantó “Las cigarras”, a la estudiante de Comunicaciones del Cobach le gustó “Mariposas y pájaros”, a la atractiva pintora Karla Trujillo “Copechis, por las texturas  y formas que juegan con los colores oscuros destacando la luz”, a la Senadora Leticia Burgos Ochoa, la motivaron “Pluma” y “Rostros y Mascaras IX” y a la pintora alamense Meztli Estrada la conmovieron “Rostros y mascaras IX, por la mujer misteriosa que te hace adentrarte al cuadro rojo” y “Vida árida XI, por los colores cálidos”.
Creo que es una de las mejores exposiciones de grabado que he asistido en Cajeme, porque en ellos observo un dominio de las técnicas para brindarnos una variedad de formas,  texturas de la flora sonorense,  rostros y mascaras expresivas, montadas en dípticos y trípticos y  varias combinaciones en un solo cuadro. Las obras hablan por si misma indicándonos la sensibilidad de Irma por su arte gráfico que ha aprendido del maestro Arteche y de Enrique Vidal.  Los mejores son “Copechis”, “Palomillas”,  “Chureas”,  “Rostro y mascaras VII y VI”,  “Vida árdia II, IV y Ix”.  Porque producen fuertes emociones al estar enfrente de ellos.
Con la experiencia de observar la fiesta de los vaqueros adinerados de Cajeme, me hico pensar en la máxima de José Vasconcelos “En Sonora Termina la cultura y se inicia la carne asada”, porque mostraron el orgullo del sonorense de antaño, su gusto por las bandas y caballos de pura raza caros.

 

No a delfines en cautiverio en el delfinario de San Carlos, Sonora, Mexico.

Escrito por arkisanchez 28-03-2006 en General. Comentarios (18)
Sobre el asunto de los delfines en cautiverio que se piesna tener en el estado de Sonora y en particular en el Delfinario de San Carlos, la ley prohibe todas las  importaciones de mamíferos marino a México, segun lo publicado la normatividad del 27 de enero del 2006. Asi que por ese lado No se podra importar delfines al mar de Cortés,pero desafortunadamente  se pueden adquirir de las  compañias que ya tienen delfines en mexico, como Dolphin Discovery o Via Delphi que tienen reproduccion en cautiverio.
 
Estimado bloggers lo ideal es que no haya delfines o ballenas nio lobos marinos en cautiverio en los corrales marinos o abercas. Pero para el delfinario de San Carlos tienen que ser de la especie residente Tursiops del Pacífico debido a que si hay accidentes en los corrales por mareas altas o mareas toxicas los delfines pueden escapar. Si son de otras especies encuentra un habitat desconcocido pero sin son endémicos o migratorios del Pacifico, no sufriran la adaptacion al mar de Cortés.
No hay que importar delfinesTURSIOPS ADUNCUS DE LAS ISLAS SOLOMON, que estan en Parque Nizuc, al delfinario de San Carlos.
No a los delfines Rursiops Aduncus en el delfinario de San Carlos y preferimos delfines en libertad y no en su miserable cautiverio.
 
 
 

Magical realism art by architect Francisco Sánchez López from Cajeme, State of Sonora

Escrito por arkisanchez 23-03-2006 en General. Comentarios (5)

 Dear bloggers: Hi, I want to share with you this fantastic art, hope you like.

Para aquellos que lo quieran traducir al Español, por favor utilizen www.yahoo.com/lenguage_tools

 

THE  MAGICAL REALISM ART

 

THE  MAGICAL REALISM ART is an art based upon Andre Breton’s Surrealism  Manifesto to create a convulsive beauty and  supernatural concepts of legends, myths and the  magic of Mexico, expressed in a bright prism to show the desert, cultures and whale habitats. He’s the “solo artista” of this unique and beautiful art painted with intuition, talent,  and passion, under the Yaqui Indian  “Nagual” concepts and by his desert’s aesthetical theory.

 

THE ARTIST

Francisco Sánchez López is a Cajeme born architect, photographer and a watercolor painter graduated from the University of Guadalajara’s Architecture and Fine Arts Schools. He studied cultural anthropology and taught Huichol Indian Art at the State of Washington’s Northwest Council of Colleges, Spanish at Western Washington State College, drawings at Technologic Institute of Monterrey Ciudad Obregón Campus and teaches  free watercolor technique at the Alamos Festival.

 

 This Cajeme painter  with  a career of 29  years,  painting the desert environment combining his art production with architectural designs and photography.   His bohemian existence has led him to the Yaqui Indians in Vicam Pueblo and with the Seri Indians at Tiburon Island in the State of  Sonora and  to “The Tekalaim Place”: An enchanted  place in the Desert of  Sonora  where he spends his existence painting his Magical Realism Art  and protects the Sea of Cortés whales In México.

Francisco strives to express emotions through out art in order to share with you his visions of: “The Enchanted Place”, “The Nacapule Canyon”, “The Water Hole Spirits”, “The Seri Shaman”, “The Deer Dance” and “Beautiful women as Guardians of the other World”. THE  MAGICAL REALISM ART is inspired on the Desert of Sonora, the Yaqui and the Seri Indians cultures, the Caborca’s  and Baja California cave paintings and the Alamos Colonial with historical  architecture and Century XVIII Hacienda´s kitchens.

 

“My art is inspired in the desert’s environment beauty and it’s the ancient cultures of  The Yaqui, The Seri, The Caborca and the Baja California’ Cave Painting”.  “My  watercolors  are  “vision” of this magnificent heritage painted in a bright prism that I strive to express with deep emotions and sincere sensitivity with artistic values”.  He mentioned in his 1988 art show press interview in Hermosillo, Sonora. “My art is a beauty created for those moments of contemplation in every watercolor shown in art shows”.  He said in his 2002  art show in Guaymas, Sonora.

 

THE YAQUI INDIANS.

They are a Sonoran tribe settled in the Yaqui River delta and the Sea of Cortés. They are the Mexico’s unconquered tribe due that they  never were defeated in their 470 years of wars against Spaniards and Mexicans that invaded their sacred land.  They have pre-Hispanic’s myths, legends and stories about supernatural world and desert divinities that they combine today with Century XVI Jesuits Padres Catholicism. They have religion, dances, handicrafts and vernacular architecture. “The Deer Dance and the Pascola” are the most magnificent expression of art performed by the Yaqui dancers”. It’s quoted by  the Yaqui writer Santos Garcia Wikit. Francisco lived among them at the Town of  Vicam Pueblo. First by taking  Carlos Castañeda  Seminar’s American students to visit them. Then, to do his Bachelors Degree Thesis where he studied the tribe since the year 200 BC. Until 1976. He did the Yaqui’s Regional Urban Planning Mater Plan, remodeled their Neo-Classic churches in their Jesuit Mission’ sites and their vernacular dwellings.

 

THE SERI INDIANS.

They  are the American Continent most primitive culture and tribe that still survive today. They have been the first settlers of the Tiburon Island and at the desert most arid coastal region in the Desert of Sonora, where they were nomads, hunters and warriors with myths, believes, religion and art. By the 1700 the Humpak guaimac clan that inhabited the land between   San Carlos and Kino Bay were extinct. The other clans kept a war against the Spaniards and Mexicans land holders until 1800’s.  In 1972, they settled as fishermen at Punta Chueca village and started to create their iron wood sculptures and shell crafts in the Seri Indians at Tiburon Island to trade with them: goods for photos and pieces in order to fight the cruel misery that they had lived for decades.  Francisco  frequently  visited them to buy  their crafts and experience their  ancestral wisdom and knowledge. 

 

THE CABORCA’S PETROGLYPHC.

Caborca is a very important agricultural zone located at the State of Sonora. It’s archaeological sites is rich in rock paintings, craved in large rocks during the Trincheras Culture and Pyramid times. Art created by unknown artists.

 

THE BAJA CALIFORNIA CAVE PAINTIGS.

All over the Peninsula there are cave paintings sites. Mexico’s  most beautiful art!. Francisco visited them during his 40 days trip to Baja and the Sierra de San Francisco and Loreto most impressive art sites. Who are the artist?. No body knows for sure. They are magical representations to capture the animal spirit of deer, rams, whales and birds, painted in red, black, yellow and white by the tribe shaman. This art  changed Francisco ideas of art. They inspired him and in this themes, he included the gray whales.

 

With 16  art exhibits in Mexico, he affirms that: ” My art is a beauty created for those moments of contemplation  for people who love art”.  “They are visions inspired on the Yaqui and Seri Indian Cultures`s legends and myths and the  magnificent Desert of Sonora  under an unique bright prism that I strive to express with deep emotions and  sincere sensitivity with artistic values. He’s the “solo artista” of this beautiful art painted with intuition and passion.

 

PRIVATE COLLECTIONS: Francisco vast art is mostly appreciated by art lovers from Australia, Europe, Canada, The United States of America and Mexico.  He affirms that:  “My art is a beauty created for those aesthetical moments of contemplation.

 

COLLECTOR’S QUOTES: “Your art is like “The Miravilia” (the wonderful) of the vast desert with imaginary images, methaphors and magic, that we tourist search to find in the old Mexico”, by an European Art Connaisseur. “Primitive art with refreshing colors”. Was sid bya Texan artist. “ I admire your beautiful art of rare images and colors, very little known by our Western Society”. Was said by a New York Art Museum Curator, in  Cabo San Lucas art show.

 

e-store

Contact him to purchase his  over  150 original watercolors  from 2001- 2006   limited art production.   Several sizes and prices.  From  8 x 12 ” = 100.00 USD. To 16 x 24 ” = 800.00 USD.     Add 15% sales tax. Plus Shipping & Handling.

 

Visit his web  page: www.arqsanchez.8m.com    click on Magical Realism Art.                     E-mail: artecajeme@yahoo.com.